home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Mangostan

Garcinia mangostana L.

Uno de las frutas tropicales mas elogiadas y, desde luego, el más preciado fruto de la familia Guttiferae, el mangostán, Garcinia mangostana L., es casi universalmente conocido o escuchado por este nombre. Hay muchas variaciones en la nomenclatura: entre personas de habla inglesa se llama mangosteen; para los franceses, es mangostanier, mangoustanier, mangouste o mangostier, en portugués, es mangostao, mangosta o mangusta, en neerlandés, o es Manggis manggistan; en vietnamita, mang cut, en Malasia, mesetor, semetah, o sementah; en Filipinas, es mangis o mangostan. A lo largo del archipiélago malayo, hay muchas otras formas de escribir los nombres similares a la mayoría de los anteriores.

Descripción

El árbol del mangostán es de muy lento crecimiento, erecto, con corona piramidal, alcanza de 20 a 82 pies (6-25 m) de altura, la corteza de color marrón oscuro o casi negro, con escamas, la corteza interior de color amarillo contiene mucho látex gomoso y amargo.

Las hojas de tallo corto y perennes, aovado-oblongas o elípticas, coreáceas y gruesas, de color verde oscuro, ligeramente brillantes por encima, amarillo-verde y sin brillo abajo, de 3 1 / 2 a 10 pulgadas (9-25 cm) de largo, 1 3 / 4 a 4 pulgadas (4.5-10 cm) de ancho, con nervio medio conspicuo y pálido. Las hojas nuevas son de color rosa.
Contenido del artículo
Descripción
Origen y distribución
Variedades
Clima
Suelo
Propagación
Cultivo
Temporada y productividad
Mantenimiento de la calidad
Enfermedades y plagas
Usos como alimento
Otros usos

Fruta mangostán
El fruto del mangostán

Flores del mangostán
Flores del mangostán



Flores, de 1 1 / 2 a 2 pulgadas (4-5 cm) de ancho y carnosas, pueden ser machos o hermafroditas en el mismo árbol. Las primeras están en grupos de 3 a 9 en la punta de las ramas; tienen 4 sépalos y 4 pétalos aovados, gruesos y carnosos, color verde con manchas rojas en el exterior, el interior de color rojo amarillento, y con muchos estambres cuyas anteras abortadas no tienen polen. Las hermafroditas nacen por separado o en parejas en las puntas de las ramas jóvenes ; sus pétalos pueden ser de color amarillento-verdoso con bordes de color rojo o mayormente rojo y se marchitan rápidamente.

El fruto, cerrado por un destacado cáliz en el extremo del tallo y con 4 a 8 restos de estigma triangulares y planos en una roseta, es redondo, morado oscuro a rojo-púrpura y suave externamente; de 1 1 / 3 a 3 pulgadas (3.4-7.5 cm) de diámetro. La corteza es de 1 / 4 a 3 / 8 pulgadas (6-10 mm) de espesor, de color rojo en la sección transversal, púrpura-blanca en el interior y amarga. Contiene de 4 a 8 segmentos triangulares blanco nieve, con una masa jugosa, suave (en realidad, los ariles de las semillas). Las frutas pueden ser sin semillas o pueden tener de 1 a 5 si se han desarrollado plenamente las semillas, ovoide-oblonga, algo aplanada, 1 pulgada (2,5 cm) de largo y 5 / 8 (1.6 cm) de ancho, que se aferran a la masa. La masa es suave y ligeramente ácida o claramente ácida en el sabor y es aclamado como exquisitamente delicioso.

Origen y Distribución

El lugar de origen del mangostán es desconocido, pero se cree que se originó en las Islas Sunda y las Islas Molucas; todavía hay árboles silvestres en los bosques de kemaman, Malaya. Rincón sugiere que el árbol puede haber sido domesticado primero en Tailandia, o Birmania. Es mucho más cultivado en Tailandia, donde hubo 9.700 acres (4.000 ha) en 1965, también en Kampuchea, en el sur de Vietnam y Birmania, a través de Malasia y Singapur.
El árbol fue plantado en 1800 alrededor de Ceilán; en la India en 1881. Allí se encuentra en 4 zonas limitadas la Nilgiri Hills, Tinnevelly en el distrito sur de Madrás, el Kanya-kumani en el distrito del extremo sur de la península de Madrás, y en el Estado de Kerala en el sudoeste de la India. El árbol es bastante común en las provincias de Mindanao y Sulu (o Jolo) en Filipinas. Es raro en Queensland, donde se ha intentado muchas veces desde 1854, y está poco representado en la zona tropical de África (Zanzíbar, Filipinas, Ghana, Gabón y Liberia). Había árboles que daban fruto en invernaderos en Inglaterra en 1855.

El mangostán se introdujo en Trinidad desde el Real Jardín Botánico de Kew, Inglaterra, entre 1850 y 1860 y los primeros frutos se produjeron en 1875. Llegó a la Zona del Canal de Panamá y Puerto Rico en 1903, pero sólo hay unos pocos árboles en esas zonas, en Jamaica, Dominica y Cuba, y algunas dispersas en otras partes de las Antillas.
El Departamento de Agricultura de Los Estados Unidos recibió semillas de Java en 1906 (SPI # 17146). Un gran bloque de ensayo de producción de árboles se ha mantenido en la Estación Experimental de Lancetilla en Tela, Honduras, durante muchos años.

Un buen número de árboles distribuidos por la United Fruit Company desde hace mucho tiempo se han desarrollado bien en la costa atlántica de Guatemala.

En 1924, el Dr. Wilson Popenoe vio mangostán creciendo en un sitio en el Ecuador. En 1939, 15.000 semillas fueron distribuidas por un experimento del Jardín de la Zona del Canal a muchas zonas de la América tropical. Es probable que sólo un número relativamente reducido de las plantas de semillero hayan sobrevivido. Se sabe que muchos mueren durante el primer año.

El Dr. Víctor Patiño ha observado árboles florecientes de mangostán en el sitio de un antiguo asentamiento minero en Mariquita, Colombia, en el Valle de Magdalena y los frutos se venden en los mercados locales.
Dierberger Agrícola Ltda.., De Sao Paulo, incluyó el mangostán en su catálogo de vivero en 1949.

A pesar de los primeros ensayos en Hawai, el árbol no se ha aclimatado bien y sigue siendo poco frecuente en las islas. Tampoco ha tenido éxito en California. Se encuentra muy desfavorable el suelo y el clima en Florida. Algunas plantas han sido cultivadas durante un tiempo en contenedores en invernaderos. Un árbol en un lugar costero muy protegido y con tierra especial produjo una sola parición de frutas y luego sucumbió al frío del invierno.
A pesar del reiterado entusiasmo del Viejo Mundo por esta fruta, no se reconoce lo suficiente como para salvar los problemas que trae consigo su producción. En Jamaica, se considera buena, pero sobrevalorada, no es comparable a una buena piña madura sobre el terreno o la posibilidad de elegir el mango.

Variedades

Según Rincón, la fruta de los árboles surgidos de plántulas es bastante uniforme, sólo una  variación distinta se conoce y que se encuentra en la Islas de Sulu. El fruto es más grande, la corteza más gruesa de lo normal, y la masa más ácida, con sabor más pronunciado. En el norte de Borneo, lo que parece ser una forma silvestre tiene sólo 4 carpelos, cada uno conteniendo una semilla totalmente desarrollada, y esto probablemente no es único.

Clima

El mangostán es ultra-tropical. No puede tolerar temperaturas por debajo de 40 ºF (4,44 ºC), ni superiores a 100 º F (37,78 ° C). las plántulas en semillero mueren a 45 ºF (7,22 ºC).

Se limita a Malaya en elevaciones por debajo de 1.500 pies (450 m). En Madrás crece de 250 a 5.000 pies (76-1,500 m) sobre el nivel del mar.

Normalmente requiere de alta humedad atmosférica y una precipitación anual de al menos 50 pulgadas (127 cm), y no resiste largos períodos de sequía. En Dominica, los mangostanes que crecen en una región que tiene 80 pulgadas (200 cm) de lluvia anual requieren de especial atención, pero otros, en otra localidad con 105 pulgadas (255 cm) y suelos con mejor capacidad para retener la humedad, florecieron.

Suelo



El árbol no se adapta a la piedra caliza y dan mejores resultados en los suelos orgánicos ricos y profundos, especialmente de arena o arcilla laterítica. En la India, la más productiva de los especímenes se encuentran en la arcilla que contiene mucho material grueso y un poco de cieno. Suelos aluviales de arena y la arena no son adecuados, como son bajos en humus contribuye a bajos rendimientos. El árbol necesita un buen drenaje y el agua debe estar unos 6 pies (1,8 m) por debajo del nivel del suelo. Sin embargo, en la Zona del Canal,  se han creado huertos con mangostanes productivos en suelos demasiado húmedos para otros árboles frutales en los pantanos donde el agua baña la raíces la mayor parte del año, a pesar del hecho de que el agua estancada en los viveros mata las plantas de semillero. El mangostán debe ser protegido de los fuertes vientos y la niebla salina, así como del suelo o del agua salina.

Propagación

Técnicamente, las llamadas "semillas" no son verdaderas semillas, son embriones adventicios , o tubérculos hipocotilos, ya que no ha habido fecundación sexual. Cuando comienza el crecimiento, brota de uno de los extremos de la semilla la plántula y la raíz por el otro extremo. Pero esta raíz es de corta duración y se sustituye por las raíces que se desarrollan en la base del brote. El proceso de reproducción viene siendo vegetativo lo que, naturalmente, produce poca variación en el resultado de los árboles y sus frutos con respecto a los padres. Algunas de las semillas son poliembriónicas, produciendo más de un brote. Cada individuo  se puede separar, si lo desea, antes de plantar.

En la medida en que el porcentaje de germinación está directamente relacionado con el peso de la semilla, sólo aquellas regordetas, plenamente desarrolladas deben ser elegidas para la plantación. Incluso estas perderán viabilidad en 5 días después de la eliminación de la fruta, a pesar de que son viables durante 3 a 5 semanas en la fruta. Las semillas envasadas en turba ligeramente humedecida, o en  "musgo Sphagnum" o en fibra de coco, en un recipiente hermético se han mantenido viables durante 3 meses. Sólo el 22%  ha germinado cuando han sido envasadas en carbón molido por 15 días. El remojo en agua durante 24 horas agiliza y mejora la tasa de germinación. En general, la germinación ocurre en 20 a 22 días y se completa en 43 días.
Debido a la larga y delicada raíz principal, y a las pobremente desarrolladas raíces laterales, el trasplante es muy difícil. No debe ser intentado después de llegar las plantas 2 pies (60 cm) de altura. En ese momento la profundidad de la raíz primaria puede superar la altura.

Hay una mayor supervivencia de plántulas, si las semillas se plantan directamente en los cantero del vivero que si en primera instancia han crecido en contenedores y luego trasladados a los canteros. El cantero debe tener un espacio de suelo de 3 pies (1 m) de profundidad, por lo menos. Las plantas jóvenes toman 2 o más años alcanzar una altura de 12 pulgadas (30 cm), en ese momento se pueden tomar con una gran bola de la tierra y establecerlas en el campo. Los frutos pueden tener lugar entre 7 y 9 años a partir de la plantación, pero generalmente demoran 10 o incluso 20 años.

Los métodos convencionales de propagación vegetativa del mangostán son difíciles. Diversos métodos de injerto han fracasado. Cortes y acodos, con, o sin el uso de elementos químicos de promoción de crecimiento por lo general no han enraizado o producido plantas deformadas con una vida muy corta.
Injertos sobre diferentes portainjertos ha aparecido en primera instancia prometedores, pero más tarde se ha puesto de manifiesto la incompatibilidad con todos, excepto con G. xanthochymus gancho. f. (G tinctoria Dunn.) O G. lateriflora Bl., Ahora comúnmente empleados como patrones en las Filipinas.
En la Florida,  el injerto de aproximación sólo ha logrado mediante la plantación de semillas de G. xanthochymus en una maceta con una planta de mangostán a 1 1 / 4 pulgadas (3 cm) por encima de la base del mangostán y, cuando el tallo de la planta G. xanthochymus ha alcanzado 1 / 8 pulgadas (3 mm) de diámetro, se une a la 3 / 16 a 1 / 4 pulgadas (5-6 mm) de grosor del tallo del mangostán en un punto alrededor de 4 pulgadas (10 cm) por encima del suelo. Cuando el injerto ha prendido, la  plántulas de G. xanthochymus se decapita. El mangostán tendrá un buen progreso utilizando ambas raíces, mientras que el patrón xanthochymus G. desarrollará muy poco.

Cultivo

Se recomienda un espaciamiento de 35 a 40 pies (10.7-12 m). La siembra se realiza preferentemente en el comienzo de la temporada de lluvias. Los hoyos de siembra se construyen de 4 x 4 x 4 1 / 2 pies (1,2 x 1.2 x 1.3 m) por lo menos, con 30 días de antelación, se enriquecen con materia orgánica y tierra vegetal y se dejan reposar un tiempo. El árbol joven se coloca con mucho cuidado para no lesionar la raíz y se le da un riego pesado. Se debe mantener con sombra parcial utilizando hojas de palma o por otros medios durante 3 a 5 años. Los productores de La India lo alimentan regularmente con entre 100 y 200 libras (45-90 kg) de estiércol bien compostado y harina de maní entre 10 y 15 libras (4.5-6.8 kg) total, por año.

Algunos de los más fructíferos árboles de mangostán crecen en las orillas de arroyos, lagos, estanques o canales donde las raíces están casi constantemente mojadas. Sin embargo, el clima seco justo antes de florecer y durante la floración induce un buen cuajado. Cuando un sitio húmedo no está disponible, deben excavarse acequias para que sea posible mantener un adecuado abastecimiento de agua y los árboles se riegan casi a diario durante la estación seca.
En Malasia y Ceilán, es una práctica común difundir un mantillo de hojas o cáscaras de coco para retener la humedad. 16  pulgadas (40 cm) de mantillo de hierba ha restaurado árboles que habían comenzado la deshidratación en Liberia. Se ha sugerido que las pequeñas ramas interiores de los árboles viejos e improductivos se poden para estimular la producción. En Tailandia, el árbol se dice que demora de 12 a 20 años para dar frutos. En Panamá y Puerto Rico, árboles producidos de semillas grandes y con buen cultivo han dado frutos en seis años.

Tempora y productividad

A baja altura en Ceilán la fruta madura de mayo a julio, en las elevaciones, en julio y agosto o agosto y septiembre. En la India, hay 2 estaciones de fructificación distintas, una en el período de los monzónes (julio-octubre) y otro de abril a junio. En Puerto Rico los árboles en pleno sol fructifican de julio y agosto, a la sombra, en noviembre y diciembre.

El rendimiento es irregular y varía de árbol en árbol y de una temporada a otra, la primera cosecha puede ser de 200 a 300 frutos. El rendimiento medio de un árbol maduro es de alrededor de 500 frutos. El rendimiento aumenta de manera constante hasta los 30 años tiempo en el cual pueden obtenerse de 1,000 a 2,000 frutos por árbol. En Madrás, los árboles entre las edades de 20 y 45 años han dado 2.000 a 3.000 frutos.La productividad disminuye gradualmente después, aunque el árbol seguirá teniendo fructificación a los 100 años de edad.

La madurez del fruto se mide por el desarrollo pleno del color y un ligero ablandamiento. La recogida puede hacerse cuando los frutos están ligeramente inmaduros pero plenamente desarrollados o no madurarán después de la recolección. La fruta se recoge a mano desde escaleras o por medio de una caña de corte y no se puede permitir que caiga.

Mantenimiento de la calidad

Almacenados en lugar cerrado, seco y cálido los mangostanes pueden conservarse, de 20 a 25 días. Períodos más largos hacen endurecer la piel exterior y la corteza se vuelve gomosa, más tarde aún, la corteza se endurece y se convierte en difícil de abrir y la masa se reseca.

Los mangostanes maduros se mantienen bien por 3 a 4 semanas en almacenamiento entre 40 º y 55 ºF  (4,44 -12,78 ºC). Ensayos en la India han demostrado que para las condiciones óptimas de almacenamiento en frío las temperaturas deben ser de 39 º a 42 ºF (3,89 -5,56 ºC) y humedad relativa del 85 al 90%, lo que permite mantener la calidad hasta 49 días. Se recomienda que los frutos se envuelvan en una hoja de papel y se envasen a 25 por caja en cajas de madera con relleno acolchado. Los frutos recogidos ligeramente inmaduros se han enviado a Birmania desde el Reino Unido a 50 º- 55 ºF (10-12,78 °C). Desde 1927 a 1929, se realizaron envíos de prueba de Java a Holanda a 37,4 ºF (aproximadamente 2,38 ºC) y los frutos se mantuvieron en buenas condiciones durante 24 días.

Enfermedades y plagas

Se han reportado pocas plagas. Una oruga devoradora de las hojas en la India y que quizás sea la misma que ataca los brotes en las Filipinas y que ha sido identificado como Orgyra sp. cespitosas polilla de la familia, Lymantridae. Una pequeña hormiga, Myrnelachista ramulorum, en Puerto Rico, coloniza el árbol, haciendo túneles en el tronco y las ramas, y produce daños y perjuicios de los nuevos crecimientos. Los ácaros desfiguran los frutos a veces con pequeños mordiscos y arañazos. Los frutos completamente maduros, son consumidos por los monos, murciélagos y ratas en Asia.

En Puerto Rico, manchas causadas por el hongo, Pellicularia koleroga, se ven a menudo en brotes, follaje y frutos de árboles a la sombra en zonas húmedas. Los frutos pueden verse recubiertos con bandas correosas que los arruina. En Malasia, el hongo, Zignoella garcineae, da lugar a "aftas" tuberosas en los crecimientos en las ramas, lo que causa un retroceso del follaje, las ramas, e incluso todo el árbol. Durante el almacenamiento, los frutos pueden abrirse debido a los hongos Diplodia gossypina, Pestalotia sp., Phomopsis sp. Gloeosporium sp., y Rhizopus nigricans.

Un problema fisiológico importante llamado "gamboge" se pone de manifiesto con la rezuma de látex en la superficie exterior de los frutos y en las ramas durante los períodos de lluvias fuertes y continuas. No afecta a la calidad para el consumo. La rajadura de la fruta puede ocurrir debido a la absorción excesiva de humedad. Frutas expuestas a fuerte sol puede también exudar látex. Los mangostanes producidos en Honduras tienen a menudo gránulos pétreos en la masa, los que pueden hacer que los frutos sean no comestibles por completo.

Usos como alimento

Para seleccionar los mejores frutos para la mesa, se deben elegir aquellos con el mayor número de lóbulos de estigma en el ápice, estos tendrán el mayor número de segmentos carnosos y, en consecuencia, el menor número de semillas. Los números siempre se corresponden. Los mangostanes suelen comerse frescos como postre. Basta con mantener la fruta con el peciolo hacia abajo, tomar un cuchillo afilado y cortar completamente la corteza  alrededor por el centro, luego se levanta la mitad superior con lo que quedarán expuestos los segmentos de masa como en una taza colorida formada por la mitad inferior de la fruta. Los segmentos se levantan con un tenedor.

Los segmentos a veces se hacen en conserva, pero se dice que pierden su delicado sabor, especialmente si se pasteurizan tanto como 10 minutos. Las pruebas han demostrado que es mejor utilizar un 40% de sirope y esterilizar sólo 5 minutos. Los frutos mas ácidos son los mejores para la conservación. Para hacer mermelada, en Malaya, los segmentos sin las semillas se hierven con la misma cantidad de azúcar y algunos clavos por unos 15 a 20 minutos y, a continuación, se ponen en tarros de vidrio. En Filipinas, la conserva se hace simplemente hirviendo los segmentos con azúcar morena, y las semillas se pueden incluir para enriquecer el sabor.

Las semillas se comen solas a veces después de hervirlas o asarlas.

La corteza es rica en pectina. Después del tratamiento con 6% de cloruro de sodio para eliminar la astringencia, la corteza se convierte en una jalea púrpura.

Valor alimenticio por 100 g de la porción comestible.
Calorías 60-63
Humedad 80.2-84.9 g
Proteínas 0.50-0.60 g
Grasa 0.1-0.6 g
Carbohidratos totales 14.3-15.6 g
Azúcares totales (sacarosa, glucosa y fructuosa) 16.42-16.82 g
Fibras 5.0-5.1 g
Cenizas 0.2-0.23 g
Calcio 0.01-8.0 mg
Fósforo 0.02-12.0 mg
Hierro 0.20-0.80 mg
Tiamina 0.03 mg
Ácido ascórbico 1.0-2.0 mg
*Los valores mínimos/máximos de los análisis hechos en las Filipinas y Washington, D.C.




La Fitina (un compuesto orgánico de fósforo), constituye hasta el 0,68% en peso, base seca. En la masa se eleva a 31% del contenido de la fruta entera.

Otros usos

Las ramas del mangostán se utilizan como "palitos de mascar" en Ghana. La corteza de la fruta contiene 7 a 14% de tanino, catequina y resina, y se utiliza para el curtido del cuero en China. También se obtiene un tinte negro.

Madera: En Tailandia, los árboles que no producen se talan por lo que hay madera disponible, pero en general de pequeñas dimensiones. Es marrón oscura, pesada, casi se hunde en el agua, y es moderadamente resistente. Se ha utilizado para hacer mangos de lanzas, y se emplea en la construcción y ebanistería.

Usos medicinales: Las Frutas secas se envían a Calcuta y China desde Singapur para uso medicinal. La corteza cortada en rodajas se seca y se muele a polvo y es administrada para superar la disentería. Fabricada en un ungüento, se aplica sobre los eczemas y otros trastornos de la piel. La decocción de la corteza se toma para aliviar la diarrea y la cistitis, la gonorrea y la gleet y se aplica externamente como una loción astringente. Una porción de la corteza se mentiene en agua toda una noche y en la mañana se toma la infusión como remedio para la diarrea crónica en adultos y niños. Los Filipinos emplean una decocción de las hojas y la corteza como febrífugo y para tratar la candidiasis, la diarrea, la disentería y los problemas urinarios. En Malasia, una infusión de las hojas, combinados con plátanos verdes y un poco de benjuí se aplica a las heridas de la circuncisión. Una decocción de raíz se toma para regular la menstruación. Un extracto de la corteza llamada "amibiasina", se ha comercializado para el tratamiento de la disentería amébica.

La corteza de los frutos parcialmente maduros producen un derivado polihidroxi-xantonas denominado mangostin, también ß-mangostin. Mientras que los frutos plenamente maduros  contienen las xantonas, gartanina, 8-disoxygartanina, y normangostina. Un derivado del mangostin, mangostin-e, 6-di-O-glucósido, es un depresor del sistema nervioso central y causa el aumento de la presión arterial.

Otros frutales aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.