home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Toxicidad de los frutales

Cuando se habla de árboles frutales siempre se piensa en sus frutos como de consumo seguro, no obstante, muchos de ellos tienen componentes tóxicos en alguna de sus partes.
En la tabla que sigue se relacionan algunos frutales, así como su toxicidad de acuerdo a los apuntes de la Profesora Julia F. Morton en su libro "Fruits of Warm Climates" y otras fuentes.
Nombre Común Imagen  Efecto nocivo
Acerola

Los médicos de Curazao reportan que los niños a menudo requieren tratamiento para la inflamación y obstrucción intestinal causada por comer cantidades de frutas enteras, incluidas las semillas, de las acerolas silvestres que abundan en la isla.
Las personas que recogen cerezas de Barbados, sin guantes ni mangas largas pueden sufrir irritación de la piel por el contacto con los diminutos pelos urticantes en las hojas y pecíolos.
Aguacate

Los aguacates verdes se dice que son tóxicos.
Dos resinas derivadas de la piel de la fruta son tóxicas para los animales de laboratorio por inyección subcutánea y peritonal.
La dopamina se ha encontrado en las hojas.
El aceite de las hojas contiene metil chavicol.
No todas las variedades son igualmente tóxicos.
Conejos alimentados con hojas de 'Fuerte' y 'Nabal'
murieron en 24 horas. Aquellos alimentados con hojas de 'Mexicola' no mostraron reacciones adversas.
La ingestión de las hojas de aguacate y / o la corteza ha causado la mastitis en bovinos, caballos, conejos y cabras. Grandes dosis han sido mortales para las cabras.
Hojas de aguacate en una pecera han causado la muerte de los peces.
Las semillas molidas y mezcladas con queso o harina de maíz se han utilizado para envenenar a los roedores, sin embargo, las pruebas en Hawai no mostrarom ningún efecto negativo en roedores incluso a dosis altas.
Extractos de semilla de aguacate inyectada en conejillos de indias han causado solo unos pocos días de hiperexcitabilidad y anorexia.
En Davis, se dió a ratones mitad y mitad de ración de  comida normal mezclada con masa aguacate fresca o seca y murieron en 2 o 3 días; sin embargo un ratón alimentado con 4 veces la dosis sobrevivió 2 semanas.
La semilla contiene 13.6 de tanino y 13,25% de almidón.

La semilla seca contiene 1,33% una cera de color amarillo que contiene esteroles y ácidos orgánicos.
Las semillas y las raíces contienen un antibiótico que impide la descomposición bacteriana de los alimentos. Es objeto de dos patentes de Estados Unidos.
La corteza contiene 3,5% de un aceite esencial que tiene olor a anís se compone en gran parte de metil chavicol con un poco de anetol.
Akee

La toxicidad de la akee fue malinterpretada durante mucho tiempo y se cree que reside en las membranas que conectan al arilo al cuerpo. Sus efectos ha sido objeto de estudios clí­nicos y quí­micos desde 1940, y ahora se sabe que el aril inmaduro puede contener hypoglycin, a-amino-B - (2-methylenecyclopropyl) y Ácido propiónico. Las propiedades tóxicas de estos compuestos son disipados en gran medida por el efecto de la luz cuando se abre la fruta. Las semillas son venenosas. Contienen hypoglycin y sus derivados y-glutamil, y glutamil-L-a-amino-B - (2-metileno ciclopropil) Ácido propiónico, anteriormente llamado hypoglycin B.
En experimentos de alimentación en la Universidad de Miami, el Dr. Edward Larson encontró que la membrana de las frutas ya abiertas eran inofensivas; los conejos alimentados con ariles verdes murieron; las ratas se negaron a comer y tuvieron que ser alimentados a la fuerza para ser fatalmente envenenadas.
Las ardillas abren huecos a los frutos verdes para consumir los ariles inmaduros pero dejan intactas las semillas. 
La intoxicación con akee en los seres humanos se pone de manifiesto con crisis de vómitos, a veces repetidos, sin diarrea (llamada "enfermedad de vómitos" en Jamaica), seguida de somnolencia, convulsiones, coma y, con mucha frecuencia, la muerte.
 Debido a los efectos hipoglucemiantes, la administración de azúcar se recomienda y da resultados útiles. La mayorí­a de los casos ocurren en el invierno en Jamaica cuando el 30% al 50% de los ariles son aun pequeños, y las semillas no están desarrolladas, lo que a menudo no resulta evidente en el exterior de la fruta. La ingestión de este tipo de ariles, crudos o cocidos es peligroso. Para obtener mas información sobre la toxicidad de la akee, se puede consultar Kean, Hypoglycin (1975), y Morton, Medicina Forense, vol. III, Chap. III, cap. 71 (1977). 71 (1977).
Anón de ojos

Las semillas son venenosas y acre. La corteza, hojas y semillas contienen el alcaloide, anonaine. Otros seis alcaloides han sido aislados a partir de las hojas y tallos: corydina, roemerina, norcorydina, norisocarydina, isocorydina y glaucina. Aporphina, norlaurelina y dienona pueden estar presentes también.
Las semillas pulverizadas así como los frutos secos son venenosos para a los peces y tienen efectos insecticidas.
Una pasta de polvo de la semilla se aplica en la cabeza para matar los piojos pero debe mantenerse lejos de los ojos ya que es altamente irritante y puede causar ceguera. Si se aplica al útero, se induce el aborto. 
El aceite extraído con calor de las semillas se ha empleado contra las plagas agrí­colas.

Los estudios han demostrado que el extracto etéreo de las semillas no tiene toxicidad residual después de 2 dí­as.
Altas concentraciones son potentes durante 2 dí­as y se debilitan de manera constante, toda la actividad que se perderá después de 8 dí­as. En México, las hojas se frotan en los pisos y se ponen en los nidos de las gallinas para repeler los piojos.
Atemoya

Las semillas, como las de todas las especies de Annona, son tóxicas, por eso debe tenerse cuidado de no romper las semillas cuando se hace alguna mezcla de la pulpa de modo mecánico.
Bignai

La corteza contiene un alcaloide tóxico. La fuerte fragancia de las flores, en especial las masculinas, es muy desagradable para algunas personas.
Caimito

Las semillas contienen un 1,2% de los glicósidos amargos y cianogénicos, lucumina y pouterina; 6,6% de un aceite, el 0,19% saponina; 2,4% de dextrosa y 3,75% de cenizas. Las hojas poseen un alcaloide, también resina, ácido recínico, y una sustancia amarga.
Cherimoya

Las semillas, como las de otras especies de Annona, se trituran y se utilizan como insecticida. Paul Allen, en su "Poisonous and Injurious Plants of Panama", relata el conocimiento personal de un caso de ceguera como consecuencia de "el jugo de las semillas trituradas al entrar en contacto con los ojos." Las semillas contienen varios alcaloides: cafeína, (+)-Reticulina, (-)-anonaina, liriodenina, y lanuginosina.
La ingestión por humanos de 0,15 g de la resina de color amarillo oscuro, aislada de las semillas les produce midriasis, fotofobia intensa, vómitos, náuseas, sequedad de la boca, ardor en la garganta, flatulencia, y otros síntomas semejantes a los efectos de la atropina. Una dosis de 0,5 g, inyectada en un perro de tamaño mediano, le causó vómitos profusos.
Los cerdos se alimentan con avidez de las cherimoyas, esto hace suponer, como en el caso de otras annonas, que las semillas enteras no son digeribles por lo que no resultan nocivas.Las ramas poseen los mismos alcaloides que las semillas más michelalbina. Un equipo de expertos en farmacia de España y Francia ha informado de 8 alcaloides en las hojas: (+)-isoboldina, (-)-stefolidina, (+)-corituberina, (+) nornantenina, (+)-reticulina, (-)-anonaina , liriodenina, y lanuginosina.
Chirimoya

Las semillas son tan duras que puedan ser tragadas enteras sin efectos nocivos, pero los núcleos de estas son muy tóxicos. Las semillas, hojas y frutos jóvenes son insecticidas. El jugo de las hojas mata los piojos. La corteza contiene 0,12% de anonaina.  La inyección de un extracto de la corteza causa la parálisis en las extremidades traseras a un sapo experimental.  La savia de las ramas cortadas es acre e irritante y puede lesionar gravemente los ojos. La corteza de la raí­z contiene 3 alcaloides: anonaina, liriodenina y reticulina (muricinina).
Cocona

La cocona es utilizado por los indios del Perú oriental para eliminar los piojos de la cabeza.
Durian

Se cree que las semillas poseen una propiedad tóxica que causa falta de aliento.
Fruta de pan

La mayoría de las variedades de la fruta pan son purgantes si se comen crudas. Algunas variedades se hierven dos veces y se desecha el agua, para evitar efectos desagradables, mientras que hay algunos cultivares que se pueden comerse sin cocinar.
El cyclopropano, cycloartenol, se ha aislado de la fruta fresca. Este contituye el 12% del extracto no saponifiable.
Granada
Un contenido en tanino de no más de 0,25% en la porción comestible es el admitido. Muchos estudios han demostrado que el tanino es carcinógenico y el exceso de ingestión de tanino de una o varias fuentes, durante un período de tiempo prolongado, es perjudicial para la salud. (Véase también "usos medicinales" con respecto a sobredosis de corteza).
Guanábana
Se ha reportado la presencia de los alcaloides anonaine y anoniine en esta especie, también los alcaloides muricine (posiblemente des-N-methylisocorydine o des-N methylcorydine) se encuentran en la corteza.
La corteza tiene un alto contenido de Ácido cianhí­drico pero
hay solo pequeñas cantidades en las hojas y raí­ces; huellas en la fruta. Las semillas contienen un 45% de un aceite amarillo no secante que es muy irritante a los ojos provocando grave inflamación.
Higo
El látex de los frutos verdes y de cualquier parte del árbol puede ser sumamente irritante para la piel si no se elimina de inmediato. Es un riesgo laboral no sólo para los cosechadores y empacadores de higos, sino también para los trabajadores en las industrias de alimentos, y para los que emplean el látex para tratar enfermedades de la piel.
Jaca
Incluso en la India existe una cierta resistencia a la jaca, atribuido a la creencia de que en exceso provoca enfermedades digestivas. Burkill declara que la clave está en la fruta inmadura que es astringente e indigesta. La fruta madura es ligeramente laxante, si se come en exceso puede causar diarrea. Las semillas crudas son indigestibles debido a la presencia de un potente inhibidor de la tripsina. Este elemento es destruido por ebullición o al horno.
Jocote
En Filipinas, se dice que comer una gran cantidad de los frutos con el estómago vacío puede causar dolor de estómago.
Kiwi

Los pelos de la piel pueden causar irritación de la garganta si se tragan. Es mejor no comer excesiva cantidad de kiwis crudos hasta que se sepa más de la reacción del organismo a la actidina, enzima presente en la fruta.
Limón Francés
Las espinas de los árboles de limón producen pinchazos y rasguños dolorosos. El aceite de la cáscara puede causar dermatitis por contacto, la que puede ser crónica en los que manipulan, cortan y exprimen los limones diariamente. Partes del cuerpo tocadas con las manos contaminadas pueden mostrar reacciones severas después de la exposición al sol. Las personas que chupan los limones pueden sufrir irritación y erupciones alrededor de la boca. La madera de los árboles de limón y su aserrín puede provocar reacciones en la piel de algunos carpinteros de piel sensible.
Limón tahiti
La exposición excesiva al aceite de la cáscara del limón Tahití puede causar dermatitis. Rodar los limones entre las manos antes de exprimirlo con el fin de extraer más jugo, cubre las manos con un película de aceite, y este será transferido a cualquier otra parte del cuerpo que se toque antes de lavarse las manos. Subsecuente exposición a la luz solar da lugar a menudo zonas marrones o rojas que pican intensamente, y la formación de ampollas a veces graves. La savia del árbol y los arañazos por las espinas pueden causar erupción en individuos sensibles.
Níspero japonés
Ha habido casos de intoxicación en las aves de corral por la ingestión de semillas de níspero japonés. Las semillas contienen amigdalina (que se convierte en HCN); también los lípidos, esterol, b-sitosterol, digliceridos y otros. Los lípidoscompuestos y ácidos grasos, linoleico, palmítico, oleico y linolénico. Hay también amigdalina en la cáscara de la fruta. Las hojas poseen una mezcla de triterpenos, también tanino, vitamina B y ácido ascórbico, además, hay trazas de arsénico. Las hojas jóvenes contienen saponina. Algunas personas sufren dolores de cabeza cuando permanecen muy cerca de un árbol de níspero japonés en flor, la emanación de las flores es dulce y penetrante.
Mamey
En las zonas rurales de la República Dominicana y Cuba se tiene alguna duda sobre la salubridad de la pulpa del mamey cruda. En la Description and History of Vegetable Substances Used in the Arts and Domestic Economy, publicada en Londres en 1829, se afirma: "Para las personas con estómagos débiles, se dice que es más delicioso que saludable". La práctica en las Bahamas de remojar la pulpa en agua salada puede ser una precaución de seguridad en la medida en que la amargura no es sólo de gusto, sino desconfianza. La vieja costumbre de Jamaica de remojar en vino también puede ser considerado una salvaguardia.
Kennard y Winters, observaron que, en Puerto Rico, "A pesar de que el fruto es ampliamente consumido, se recomienda que sólo se consuman cantidades moderadas".
Morris et al. (1952) comentó que, si bien el delicioso mamey "ha formado parte de la dieta de los habitantes de las islas del Caribe durante muchas generaciones, es bien sabido que esta fruta produce malestar, especialmente en el aparato digestivo, en algunas personas." Se informó también que "un extracto concentrado de la fruta fresca" resultó fatalmente tóxica para los cobayos (conejillos de indias o curieles), y también se encontró venenoso para perros y gatos. El extracto fue de sólo la porción comestible. Los autores son partidarios de que el mamey se asemeja al akee (Blighia sapida), como un peligro para los humanos.
Mamoncillo
Se ha dicho que las fibras de la pulpa cubren la mucosa del estómago, y afectan negativamente la salud, pero esto ha sido negado por el "Government Chemist of the Department of Science" de jamaica, que declara que las muertes en los niños son el resultado de la asfixia por la semilla. Como están revestidas con pulpa, son muy resbaladizas, y con la ingestión accidental, y debido a su tamaño, se aloja en la garganta, causando asfixia o estrangulamiento.
Mango
La savia que emana hasta la cicatrización del tallo en la base de la fruta es algo lechosa al principio, también amarillento resinosa. Se vuelve de color amarillo claro y translúcida cuando se seca. Contiene mangiferen,  el ácido resinoso, ácido mangiferic, y el resinol, mangiferol. Lo mismo la savia del tronco y las ramas y la piel de la fruta no madura, es un potente irritante de la piel, y capaz de producir ampollas en la piel de la persona normal. Al igual que con la hiedra venenosa, suele ser una reacción retardada. Personas hipersensibles pueden reaccionar con una considerable hinchazón de los párpados, la cara y otras partes del cuerpo. Pueden no ser capaces de manipular, pelar, o comer mangos o cualquier alimento que contenga pulpa o jugo de mango. Una buena precaución es usar un cuchillo para pelar el mango, y luego un cuchillo limpio para cortar la pulpa para evitar la contaminación de esta con la resina de la cáscara.
Las hojas contienen el glucósido, mangiferina. En la India, las vacas fueron alimentadas con hojas de mango para obtener de la orina el ácido euxántico que es de profundo color amarillo y se ha utilizado como colorante. Dado que la ingestión continua de las hojas puede ser fatal, la práctica ha sido desechada.
Cuando los árboles de mango están en flor, no es raro que las personas sufran comezón alrededor de los ojos, hinchazón de la cara y dificultad respiratoria, aunque no haya polen en el aire. Los pocos granos de polen son grandes y tienden a adherirse unos a otros, incluso en tiempo seco. El estigma es pequeño y no está diseñado para capturar el polen por el viento. El irritante es probablemente el vapor del aceite esencial de las flores que contiene el alcohol sesquiterpeno, mangiferol, y la cetona, mangiferona.
La madera del mango nunca debe ser usada como combustible en chimeneas o para cocinar, ya que el humo es altamente irritante.
Naranja dulce
Las personas sensibles en las proximidades de los naranjos en flor pueden tener reacciones respiratorias adversas. El serrín de la madera de los árboles de naranja, anteriormente utilizado para pulir joyas, ha causado asma. El contacto excesivo con los aceites volátiles de la cáscara de la naranja puede producir dermatitis. Las personas que chupan naranjas a menudo sufren de irritación de la piel alrededor de la boca. Si se pelan muchas naranjas puede producirse erupción cutánea y ampollas entre los dedos. Si se toca la cara, se es propenso a tener síntomas faciales también.
Naranjilla
Las personas con piel muy sensible pueden encontrar los pelos de los frutos irritantes, y se deben proteger las manos al frotarlas para eliminar la pelusa.
Níspero
El núcleo de la semilla (50% de la semilla) contiene 1% saponina y 0,08% de un principio amargo, sapotinin. La ingestión de más de 6 semillas provoca dolor abdominal y vómitos.
Pomarosa
Se dice que las semillas son venenosas. Una cantidad desconocida de ácido cianhídrico, se ha reportado en las raíces, tallos y hojas. Un alcaloide, jambosina, se ha encontrado en la corteza del árbol y las raíces, estas últimas se consideran tóxicas.
Pomelo
Al igual que la de otros cítricos, la cáscara del pomelo contiene sustancias irritantes para la piel, principalmente limoneno y terpeno, también citral, aldehídos, geraniol, cadineno y linalol, los cuales pueden causar dermatitis en las personas que tienen contacto excesivo con el aceite de la cáscara exterior. Los recolectores, los trabajadores de fábricas de transformación, y las amas de casa pueden desarrollar enfermedades crónicas en los dedos y las manos.
Rambután

Hay vestigios de un alcaloide en la semilla, y la testa contiene saponina y tanino. Las semillas se dice que son amargas y estupefacientes. La cáscara de la fruta también se dice que contiene una saponina tóxica y tanino.

Sapote
De la Maza, en 1893, informó que la semilla tiene propiedades estupefacientes, y esto puede ser debido a su contenido de HCN.  La lechosa savia del árbol es muy irritante para los ojos vesicantes y cáustica para la piel. Las hojas se reportan venenosas.
Sapote blanco

Se dice que las semillas son fatalmente tóxicas si se comen crudas por los animales o los humanos.
Soncoya
El extracto de semilla destruye las pulgas. En Guatemala y Costa Rica, la población rural cree que la fruta es insalubre.
Uchuba

Las frutas sin madurar son venenosas. Se cree en Australia que causan enfermedades y muerte al ganado.
Yuyubo
En Etiopía, los frutos se utilizan para aturdir a los peces (posiblemente tiene saponina suficiente para este propósito). Las hojas contienen saponina, porque se sabe que producen espuma si se frotan en el agua.

Para ir al índice general del portal aquí.