home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Amígdalas

Amígdala
Figura 1. Estructura ampliada de la amígdala palatina

Las amígdalas o tonsinas son quizás los órganos linfáticos más simples y forman un anillo de tejido linfático alrededor de la entrada de la faringe (garganta). Su función es reunir en una suerte de "jaula" a los patógenos que entran a la faringe en el aire aspirado o en los alimentos y destruirlos como veremos más adelante.

Se ven como protuberancias de la mucosa y se denominan de acuerdo a su localización como:
  1. Amígdalas palatinas: colocadas en los dos lados del final posterior de la cavidad bucal, son las más grandes de todas y las que más se infectan.

  2. Amígdala lingual: que yace en la base de la lengua.

  3. Amígdala faríngea: está en la pared posterior de la nasofaringe.

  4. Amígdala tubárica: la más pequeña, y rodea la entrada de los tubos auditorios dentro de la faringe.
El tejido linfático de las amígdalas contiene folículos con un centro germinal obvio rodeado por linfocitos diseminados de forma difusa.

El cuerpo de la amígdala no está completamente encapsulado como los ganglios linfáticos o el bazo; y el epitelio escamoso que lo recubre se pliega profundamente hacia el interior (invagina) para formar unas estructuras ciegas llamadas criptas que se constituyen como "trampas" para atrapar bacterias y partículas de materia. Las bacterias atrapadas entran al tejido linfático de la amígdala a través de la mucosa epitelial y una vez adentro son destruidas en mayoría.

Esta forma peligrosa de "invitar" a la infección no parece muy adecuada a primera vista, pero la estrategia produce una variedad de células inmunológicas que pueden "recordar" los patógenos atrapados, de modo que el cuerpo asume un riego calculado durante la edad temprana de la vida (niñez), para aumentar la inmunidad y tener una mejor salud más tarde.

Otros temas de anatomía humana aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.