home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Cintura escapular
Figura 1. Esqueleto apendicular superior

Huesos de la cintura escapular
Figura 2. Huesos de la cintura escapular y sus estructuras adyacentes.

Clavícula
Figura 3. Vistas superior e inferior de la clavícula derecha

Cintura escapular humana

La cintura escapular es parte del esqueleto apendicular y sus componentes son: la clavícula anteriormente, y la escápula u omóplato posteriormente (figura 1), y esta cintura junto con los músculos asociados forman el hombro.

Le motivará la utilización de la palabra "cintura" utilizada en el nombre, y tiene razón para ello, ya que una cintura generalmente es una estructura que rodea completamente el cuerpo en cuestión, y en este caso cada una de las cinturas, e incluso las dos, no lo hacen. Anteriormente los extremos de las clavículas se juntan medialmente al acoplarse ambas al esternón, luego los extremos distales se articulan lateralmente a las escápulas, sin embargo, las escápulas fallan en completar el "cierre" posteriormente al no articular una con la otra o con el esqueleto axial. En su lugar, las escápulas se anclan al tórax y a la columna vertebral a través de músculos.

En general la cintura escapular sirve como estructura de anclaje de los miembros superiores al esqueleto axial, y además en ella se fijan muchos músculos que mueven los brazos, siendo una estructura muy ligera que permite a las extremidades superiores un grado de movimiento que no se tiene en ningún otro lugar del cuerpo.

Esta movilidad se debe a:
  1. Como solo la clavícula es la que está articulada al esqueleto axial, la escápula tiene mucha libertad de movimiento en el tórax permitiendo que el brazo se mueva con esta última.

  2. La cavidad glenoidea escapular (la cuenca de la articulación del hombro) es muy llana y pobremente reforzada lo que no restringe casi el movimiento del húmero (hueso del brazo). Esta relativa falta de fijación de la articulación del hombro es un arma de doble filo, muy útil para una gran flexibilidad, pero a su vez mantiene poca estabilidad y las dislocaciones del hombro son frecuentes.
Veamos ahora algunos detalles de cada uno de los huesos que conforman la cintura escapular.

Clavícula

Las clavículas son huesos largos y esbeltos, fáciles de palpar a todo su largo ya que corren horizontalmente y bastante superficiales de forma transversal a cada lado de la parte superior del tórax.

Son huesos con doble curvatura, de perfil cónico en su extremo medial o esternal y donde articula con el manubrio del esternón, y aplanados en su extremo lateral o acromial que articula con la escápula (figura 2).

Vista superior e inferiormente, la silueta de una clavícula recuerda una S alargada (figura 3), las dos terceras partes mediales son convexas anteriormente y el tercio lateral restante es cóncavo anteriormente.

Los huesos claviculares funcionan como puntos de anclaje de varios músculos, pero también actúan como tirantes para mantener los brazos en su posición lateral por fuera de la parte más estrecha de la caja torácica.

Si la clavícula se fractura la región entera del hombro colapsa medialmente.

Otra función de la clavícula es transmitir esfuerzos de compresión recibidos en los brazos al esqueleto axial, como en el caso de cuando se empuja un objeto pesado con los brazos hacia adelante.

La clavícula no es un hueso muy fuerte y se rompe con relativa facilidad cuando se somete a cargas, por ejemplo, como cuando una persona que cae utiliza los brazos contra el suelo para frenar la caída.

La curvatura y grosor variable de la clavícula tienen explicación, note que cuando se somete a una compresión tal que la rompe, siempre lo hará anteriormente (hacia afuera), si se rompiera posteriormente (hacia adentro) los fragmentos de hueso podían cortar la arteria subclavia que pasa justo profunda a la clavícula para atender la extremidad superior.

La clavícula es muy sensible al empuje muscular y se torna mas grande, fuerte y visible en aquellas personas que ejecutan trabajos manuales pesados o que realizan ejercicios en los que intervienen los músculos de los hombros y los brazos.

Escápula

Las escápulas u omóplatos (figura 4 abajo) son huesos finos, de silueta triangular y planos, y yacen posteriormente a las costillas entre la 2 y la 7.

Como cualquier triángulo, la escápula tiene tres lados o bordes:
  1. Borde superior: que es el más corto y afilado.

  2. Borde medial o vertebral: que es paralelo a la columna vertebral.

  3. Borde lateral o axilar: que es al más grueso, colinda con la axila y termina superiormente en una fosa llana, la cavidad glenoidea, donde articula el hueso húmero del brazo para formar la articulación del hombro.
De la misma forma tendrá también tres esquinas o ángulos:
  1. Ángulo superior: que está ubicado donde los bordes superior y medial convergen.

  2. Ángulo lateral: que está donde convergen el borde superior y el borde lateral.

  3. Ángulo inferior: ubicado donde se unen el borde medial y el lateral. Este ángulo cambia notablemente de posición cuando el brazo sube o baja.

    Escápula
    Figura 4. La escápula derecha

La superficie anterior o costal (que "mira" a las costillas) de la escápula es cóncava y de pocos rasgos distintivos, pero su superficie posterior tiene una espina prominente que se puede palpar fácilmente en la piel. La espina termina lateralmente agrandada en una extensión triangular y rugosa llamada acromio o acromion que articula con el extremo acromial de la clavícula para formar la articulación acromioclavicular (figura 2).

Como una proyección anterior del borde escapular superior está la apófisis caracoides, que luce como un dedo doblado, y esta apófisis ayuda en el anclaje del músculo bíceps del brazo. La apófisis caracoides está delimitada medialmente por la muesca supraescapular (por donde pasan nervios) y por la cavidad glenoidea lateralmente.

A ambos lados de la escápula existen varias fosas que se nombran de acuerdo a su localización:
  1. La fosa infraespinosa: que yace inferior a la espina.

  2. La fosa supraespinosa: contrariamente a la anterior, yace superior a la espina.

  3. La fosa subescapular: formada por la concavidad poco profunda de toda la superficie escapular anterior.

Otros temas de anatomía humana aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.