home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar


Contenido del artículo
Paredes del ojo
Estructura microscópica de la retina
Segmentos o cavidades interiores
Cristalino


Anatomía del globo ocular
Figura 1. Anatomía del globo ocular



Anatomía del globo ocular humano

El globo ocular, o simplemente el ojo es una una esfera hueca ligeramente irregular. Su punto más anterior se conoce como polo anterior y el punto más posterior como polo posterior.

La cavidad interna está ocupada por fluidos llamados humores que participan en el mantenimiento de la forma de globo ocular, y presenta además el cristalino que es el aparato ajustable de enfoque del ojo. Este aparato está soportado verticalmente dentro de la cavidad del ojo por ligamentos y la divide en dos segmentos, el anterior y el posterior.

Paredes del ojo

Las paredes del ojo están formadas por tres capas o túnicas:
  1. La túnica fibrosa: es la capa mas externa del ojo y está compuesta por tejido conectivo denso sin vasos. Tiene dos regiones obivamente diferentes: la esclerótica y la córnea (figura 1). La esclerótica posterior constituye la mayoría de la túnica fibrosa y es brillosa y opaca. Se ve anteriormente como "la parte blanca de ojo" tiene una estructura tendonosa que protege y da forma al globo ocular y sirve de "cimiento" para el anclaje de los músculos extrínsecos del ojo. Posteriormente la esclerótica es contínua con la duramadre (la membrana exterior que protege el cerebro). La sexta parte del área de la túnica fibrosa en la zona anterior del ojo está modificada y constituye la córnea transparente, en forma de un abultamiento anterior en la unión con la esclerótica. La córnea es una ventana que permite entrar la luz al ojo y también pertenece al aparato ocular que enfoca la luz. Está cubierta por láminas epiteliales en ambas caras, la externa es de tejido epitelial escamoso estratificado y ayuda a proteger la córnea de la abrasión. Esta capa converge con la conjuntiva ocular. El endotelio de la cornea (la lámina epitelial más profunda) está compuesta de tejido epitelial simple escamoso y delimita la superficie interior. La córnea tiene un vasto suministro de terminales nerviosas, muchas de las cuales son receptores de dolor, esto la hace muy sensible y cuando se toca dispara al momento el parpadeo y el lagrimeo de forma reflexiva. Aun así la córnea es la parte mas vulnerable del ojo dada su exposición y tiene una elevada capacidad de auto repararse o regenerarse.
  2. La túnica vascular: también conocida como úvea es la capa intermedia de las tres que conforman las paredes del globo ocular y se pueden diferenciar en ella tres regiones: 1.- coroides: una membrana marrón oscuro y fuertemente vascularizada que ocupa la cinco sextas partes de la zona posterior de la úvea. Sus vasos suministran la nutrición a las tres túnicas y su color oscuro (debido a melanina) reduce mucho la reflexión de la luz dentro del ojo lo que podría causar confusión visual. Anteriormente la coroides se convierte en el cuerpo ciliar, un aro de tejido que rodea el cristalino. El cuerpo ciliar consiste mayoritariamente en manojos de músculos lisos entrelazados que se conocen como músculos ciliares, los que son importantes para el control de la forma del cristalino. En su parte posterior el cuerpo ciliar se proyecta como pliegues radiales llamados procesos ciliares que contienen los capilares que segregan el fluido que llena la cavidad del segmento anterior del globo ocular. Los ligamentos suspensorios o zónulas se extienden desde los procesos ciliares hasta el cristalino; esta aureola de fibras finas rodea el cristalino y participa en el sostenimiento de este en posición vertical en el ojo. 2.- Iris: es la parte coloreada visible del ojo y la porción más anterior de la úvea. Con la forma de una rosquilla aplanada yace entre la córnea y el cristalino y es continuo con el cuerpo ciliar posteriormente. Tiene una abertura circular central que constituye la pupila la que permite la entrada de luz al ojo. El iris tiene dos capas de músculos lisos que actúan abriendo y cerrando la pupila a modo de diafragma (como en las cámaras fotográficas)  para permitir la mayor o menor entrada de luz de acuerdo a las condiciones de iluminación y de la distancia del objeto que se observa. Cuando el objeto está cerca y hay abundante luz la capa de músculos circulares se contrae cerrando la pupila, y en caso contrario, si el objeto está lejos y hay poca luz, se contraen los músculos radiales abriendo más la pupila permitiendo más entrada de luz al ojo. Estos músculos los controla el sistema nervioso involuntario vía fibras nerviosas simpáticas y parasimpáticas. Aunque el iris se presenta en diferentes colores, todos tiene el mismo pigmento marrón. Si la cantidad de pigmento es grande el iris puede ser marrón o negro, pero si es escaso, las longitudes de onda mas cortas de la luz se dispersan y el iris se ve entonces azul, verde o gris.
  3. La túnica sensorial: o retina es la túnica más interna y delicada. La retina tiene dos capas, la mas externa es una capa pigmentada muy fina formada por una película de una sola célula de grueso, colinda con la coroides y se extiende anteriormente para cubrir el cuerpo ciliar y la cara posterior del iris. Tiene tres funciones básicas, (1) su color oscuro absorbe la luz para impedir la dispersión dentro del ojo; (2) actúa como fagocito (devorador de tejidos); y (3) almacena vitamina A, que es necesaria para el trabajo de los fotoreceptores que se encuentran en la capa más interna. La otra capa de la retina, transparente e interior es la capa neural, se extiende anteriormente hasta el margen posterior del cuerpo ciliar cuya unión se conoce como ora serrata retinae. Aunque ambas capas están muy próximas no están fundidas como una sola y entre ambas conforman la retina+.

Estructura microscópica de la retina

Partiendo de la parte posterior hacia la anterior la capa neural de la retina tiene tres tipos principales de neuronas (figura 2): las neuronas fotoreceptoras; las neuronas bipolares; y las neuronas ganglionales.
Anatomía microscópica de la retina
Figura 2. Anatomía microscópica
de la retina


Una corriente eléctrica local que se produce en los fotoreceptores colindantes con la capa pigmentada se transmite a las neuronas bipolares y de ahí a las más internas neuronas ganglionales. El axón de la neurona ganglional al llegar al borde interior de la retina toma un giro de 90º y luego abandona el ojo por su zona posterior como parte del grueso nervio óptico. La retina también contiene otros tipos de neuronas como las células horizontales y las células amacrinas las que juegan un rol en el proceso general de la visión.

El lugar por donde el nervio óptico abandona el ojo se conoce como disco óptico o punto ciego, esta zona del fondo del ojo (fundus), no está reforzada por la esclerótica y es por lo tanto una zona de tejido más débil. El nombre de punto ciego proviene del hecho de que en esta área no hay fotoreceptores y por tanto no participa en la visión.

Los más de 200 000 fotoreceptores que hay en la retina se dividen en dos tipos:
  1. Bastones: son más numerosos pero menos agudos en la visión, participan en nuestra visión periférica y aunque son más sensibles a la luz y por tanto operan bien con luz atenuada no producen una imagen bien definida o a color+.
  2. Conos: Funcionan con la luz más brillante y generan una imagen bien definida y a color. Lateralmente al punto ciego y localizado exactamente en el polo posterior del ojo hay una zona ovalada llamada mácula lutea con un diminuto pozo en su centro conocido como fóvea centralis. En esta región las estructuras de la retina que colindan con el humor vítreo han sido desplazadas hacia los lados, permitiendo a la luz llegar a los fotoreceptores de la mácula de forma más directa, con la evidente mejoría de la agudeza visual. La mácula contiene mayoritariamente conos y la fóvea solo conos. A medida que se avanza desde la mácula hacia la periferia de la retina la densidad de conos disminuye hasta terminar solo en bastones en la periferia de esta. De la misma forma que los conos pero en sentido inverso, la densidad de bastones disminuye a medida que nos acercamos a la mácula hasta terminar solo en conos en la fóvea. Solamente la fóvea tiene suficiente densidad de conos para para dar una imagen a color y detallada. Como la fóvea tiene el diámetro de la cabeza de un alfiler, para mantener la definición de una imagen en movimiento (como la que se produce cuando corremos) nuestros ojos tienen que dar "saltitos" adelante y hacia atrás rápidamente para poder enfocar en la fóvea las partes del campo visual cambiante+.
La retina se nutre a través de dos vías: el tercio exterior desde los vasos que hay en la coroide. Las otras dos terceras partes lo hacen de la arteria central y la vena central de la retina que entran y salen por el centro del nervio óptico y que se dividen radialmente desde el disco óptico produciendo una copiosa red vascular.

Segmentos o cavidades interiores

Como ya se había mencionado, el cristalino y sus ligamentos suspensorios dividen el ojo en dos segmentos, el segmento anterior por delante del cristalino y el mas grande segmento posterior detrás de este.
  1. El segmento o cavidad posterior: está lleno de un fluido transparente con consistencia de gel llamado humor vítreo que contiene una gran cantidad de agua. El humor vítreo transmite la luz, soporta la superficie posterior del cristalino, sostiene la capa neural de la retina apretada contra la capa pigmentada, y también contribuye a mantener una presión interna dentro del globo ocular que permite soportar las cargas de aplastamiento que se producen cuando funcionan los músculos extrínsecos.
  2. El segmento o cavidad anterior: a su vez está parcialmente dividido por el cristalino en la cámara anterior (entre la córnea y el iris) y la cámara posterior (entre el cristalino y el iris). El segmento anterior completo está lleno de un fluido conocido como humor acuoso, un líquido transparente con una composición parecida al plasma sanguíneo. El humor acuoso se forma y se drena permanentemente y esta en constante movimiento. Nace como un filtrado de los capilares de los procesos ciliares en el segmento posterior y se difunde libremente dentro del humor vítreo para luego pasar al segmento anterior. Una vez que ha pasado a la cámara anterior a través de la abertura de la pupila se drena a la sangre venosa usando el canal Schelemm que rodea el ojo en la zona de contacto entre la esclerótica y la córnea. Normalmente el humor acuso se produce y se drena al mismo ritmo, de modo que mantiene una cierta presión interna en el ojo de unos 16 mm de mercurio lo que ayuda a mantener este terso y con la forma apropiada. Además el humor acuoso suministra oxígeno y nutrientes al cristalino y la córnea, así como a algunas células de la retina y retira los desechos del metabolismo.

Cristalino

El cristalino es una estructura (lente) biconvexo, flexible y transparente que cambia su forma para lograr enfocar la luz en la retina, está rodeado por una cápsula elástica y fina y se suspende en su lugar justo posterior al iris por ligamentos supensorios. Para evitar cualquier pérdida de transparencia el cristalino no tiene vasos lo mismo que la córnea.

El cristalino tiene dos regiones: un epitelio y fibras. El epitelio del cristalino solo aparece en la superficie anterior y sus células eventualmente se diferencian como fibras para formar parte del mayor volumen del cristalino. Estas células de las fibras están empacadas por láminas (tal y como si fuera una cebolla), no tienen núcleo y solo unos pocos orgánulos celulares que contienen unas proteínas llamadas cristalinas que los hacen transparentes+.

El hecho de que se están produciendo fibras a lo largo de la vida de manera continuada, tiene el efecto de que el cristalino se agrande, se haga mas denso, más convexo, y menos elástico lo que hace que gradualmente se vaya perdiendo la habilidad para enfocar la luz apropiadamente.

Tema relacionado: Estructuras accesorias del ojo.

Existen ciertas condiciones médicas relacionadas con problemas en los componentes del glóbulo ocular que se han tratado en el portal y estas son:

Relacionada con el drenaje del humor acuoso: El glaucoma.
Relacionada con el cristalino: Las cataratas.
Relacionada con la retina: Daltonismo.

Otros temas de anatomía humana aquí.
Para ir al índice general del portal aquí.