home
sabelotodo
logo
entrar
comentario
colaborar

Aguas duras


Las aguas naturales contenidas en ríos, estanques, y subterranea, han entrado en contacto con rocas y materiales de diversos tipos, con ello han podido disolver en mayor o menor escala, diferentes sales en dependencia del tipo de rocas con la que haya tenido contacto.

Como de alguna de estas fuentes de abasto, es que se alimentan las fuentes de suministro de agua a nuestras casas y ciudades, puede decirse que siempre las aguas de que disponemos contienen sales disueltas.

De estas sales, algunas, y en especial las de calcio y magnesio producen efectos perjudiciales en su uso industrial y doméstico. El agua que las contiene, se conoce como agua dura.

El agua dura es particularmente perjudicial cuando se usa para la alimentación de las calderas y para el lavado de ropa al interactuar con el jabón.

Hay dos tipos de dureza en el agua: dureza temporal y dureza permanente.

De las sales que producen dureza en el agua, hay algunas que se depositan en las paredes del recipiente si el agua se somete a ebullición, por lo que la dureza del agua puede reducirse simplemente hirviéndola. Este tipo de dureza se conoce como temporal. Las sales que no tienen este efecto, y que hay que retirarlas del agua por otros métodos más complejos producen lo que se conoce como dureza permanente.

Para ir al índice general del portal aquí.